HISTORIA

La filosofía medieval, etapas y desarrollo

La filosofía medieval es la filosofía que se produjo en la Europa occidental que se extendió desde el Imperio romano, alrededor del año 400 a.C, hasta el Renacimiento, entre los siglos XV y XVI. La filosofía medieval fue la sucesora histórica de la filosofía clásica o de la Antigüedad, aunque sólo están conectados de manera limitada, ya que los pensadores medievales solo tenía acceso a una parte pequeña de los textos filosóficos griegos.

De la filosofía antigua a la medieval

La transición de la filosofía griega a la medieval se vio dificultada por los el estilo y la muestra del carácter de otro mundo que no enfatizaba directamente las artes liberales, la gramática y la lectura de los clásico, sino que prestaban atención especial a la lógica y a la filosofía del lenguaje, familiarizándose con otras formas de filosofía, estableciendo teorías que remolaban la lógica, el lenguaje, descartando reglas y enseñando nuevos métodos para profundizar.

Ocurrió un declive filosófico, donde el Aristotelismo tomaba mayor interés que el Platonismo. Esto se debió a que las obras de Aristóteles fueron traducidas, donde así el acceso a los escolásticos métodos aristotélicos de la ciencia y la discusión, que se convirtieron en sus propias técnicas argumentativas e investigativas. Por lo tanto, la inmensa influencia fue el incentivo a la configuración del vocabulario y los giros de expresión.

A lo largo de la Edad Media, la filosofía se enfocó en el fundamento de las doctrinas religiosas y en proporcionar una base categórica para la cosmovisión religiosa. Durante este periodo, vemos los debates sobre el la fe y la razón, y Dios y el conocimiento, en los que muestra situaciones conflictivas de amor y odio en relación a la religión y la filosofía.

El análisis de términos como “ser”, “esencia” y “existencia” fueron los principales fundamentos de la filosofía medieval en relación con la teología. El cristianismo tuvo gran importancia, influenciando al desarrollo de una tradición cultural e intelectual que estaba en desacuerdo con los pensamientos griegos, centrándose en temas de la vida después de la muerte y la idea de promover el reino de Dios, tomando medidas para frenar las influencias que entraban con conflicto con el mensaje cristiano.

Por otro lado, algunos filósofos estuvieron fuertemente influenciados por el pensamiento griego, defendiendo su relevancia para la teología cristiana, generando la mezcla entre puntos de vista griegos y cristianos que a medida que avanzaba el período los pensadores pudieron hacerlos compatibles.

Sin embargo, tras el colapso del Imperio Romano, los desarrollos culturales e intelectuales se interrumpieron y ocurre una desviación. La filosofía pierde algunas de sus características, debido al rechazo de los desarrollos filosóficos de la época, en los que la religión se fundamentaba en la filosofía solo para fines religiosos. De esta manera, se encontraban extremos filosóficos en los que se encontraban la fe y la razón, o solo la fe para argumentar la existencia de Dios.

Etapas de la filosofía medieval

Durante la primera etapa de la filosofía medieval encontramos el periodo de la filosofía patrística, que se extiende desde los inicios del cristianismo hasta el siglo VIII, donde se desarrolla el pensamiento filosófico con los Padres apostólicos y continua con los Apologistas, creando una relación directa con la teología y la filosofía, donde se formaron las bases de la filosofía y los dogmas cristianos.

El pensamiento patrístico estaba estrechamente relacionado con la doctrina del hombre como imagen de Dios, la libertad del hombre fue vista en una posición ambivalente donde se atraía por el determinismo, el misterio del bien y el mal así como la encarnación, las nociones de espíritu y de espiritualidad del alma humana.

A partir del siglo XIII, surge la segunda etapa de la filosofía medieval, el periodo de la filosofía escolástica, donde el pensamiento filosófico buscaba reconciliar la fe y la razón, o la filosofía y la teología, empleando un método dialectico en el que se rechazaba el misticismo del cristianismo platónico y se abrazó el racionalismo del pensamiento aristotélico adoptando cuestiones profundas y esenciales que llevaran a la práctica de métodos empíricos.

Desarrollos de la filosofía medieval

La filosofía medieval incluía todas las áreas principales que consideramos parte de la filosofía actual:

  • Las problemáticas teológicas se asumieron por primera vez en la Edad Media, dándole forma a la compatibilidad de los atributos divinos.
  • Surgieron géneros completamente nuevos de escritura lógica donde se desarrollaron nuevas nociones y semánticas.
  • La metafísica se discutió con mayor precisión y rigor, en la que los filósofos medievales  agudizaron su ingenio para la formulación de sus teorías o formulaciones.
  • La filosofía medieval influencia al surgimiento de la filosofía natural y la filosofía de la ciencia, tras el estudio de las teorías y prácticas de Aristóteles.

La filosofía medieval establece las bases para la filosofía moderna, extendiendo la especulación de muchas disciplinas, por medio de la reestructuración y nuevas perspectivas sobre la filosofía antigua.

Redacción por Mariela Guerrero.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba